En el mundo empresarial, nos podemos encontrar con pequeñas o medianas empresas que se limitan a conservar métodos tradicionales para la gestión de su negocio, negando así, la posibilidad de la implementación de un nuevo software que les facilite y simplifique las tareas. Este hecho se puede llevar a cabo por temor a no saber adaptarse a las nuevas tecnologías, o bien por creer que este tipo de programas van destinados a grandes empresas. 

Estas creencias son tópicos erróneos, ya que existen diferentes tipos de ERP con diversas finalidades. Esto permite que las empresas puedan escoger el programa que más les convenga. 

Por esta razón, en el artículo de hoy os contamos los beneficios que te puede aportar un ERP para tu pyme y por qué deberías plantearte llevar a cabo esta solución.

¿POR QUÉ DEBERÍAS APOSTAR POR UN ERP?

Hoy en día, encontramos soluciones de ERP que disponen de un servicio en la nube que consiguen que una pyme logre ganar agilidad en sus quehaceres. Este componente es esencial para la supervivencia de las pequeñas y medianas empresas en la economía actual.  

Lo cierto es que una empresa que no tiene pensado digitalizarse corre el riesgo de dejar atrás algunas oportunidades de negocio. Por más pequeña que sea la empresa, un ERP moderno puede ser de gran ayuda, ya que contribuye a facilitar las gestiones empresariales. 

Saber como actúa la competencia del sector es otro elemento que te ayudará a identificar si es necesario aplicar un software de gestión empresarial. Conocer las tendencias y el comportamiento de organizaciones competentes puede aportar una mejora del posicionamiento de tu empresa.

Habiendo dicho esto, puede que te encuentres en diversas situaciones que dificultan algunas de las tareas empresariales, si te sientes identificado con algunas de ellas, que a continuación especificamos, puede que sea el momento de pasarse a una solución de gestión.

  • Retraso en los pagos de impuestos
  • Dedicación de más en tareas de facturación o contabilidad
  • Tardanza en controlar el inventario 
  • Complicación de comunicación entre departamentos 
  • Falta de organización dentro de la organización

FUNCIONALIDADES DE UN ERP PARA UNA PYME

Como bien hemos mencionado al principio de este artículo, existen muchos tipos de ERP que ofrecen distintos servicios. A continuación, os contamos algunas de las cualidades más importantes que deberías tener en cuenta para escoger el software que se adapte a las necesidades de la empresa.

  • Servicio en la nube. No requiere de instalación de un programa en el ordenador, por lo que no deberás preocuparte por la capacidad que ocupe en el ordenador o de las actualizaciones. Además, te permite trabajar desde cualquier lugar y dispositivo.
  • Compatibilidad con Excel. Es probable que si nunca has tenido un software de gestión, hayas utilizado hojas de cálculo, así que el nuevo programa debería facilitar la migración de la base de datos.
  • API. Si tu actividad se basa en la comunicación a terceros, asegúrate que el ERP que selecciones tenga la opción de poderte conectar con ellos.
  • Buena usabilidad. Un ERP debe de cubrir las necesidades más esenciales para todo tu equipo y también debe de ser intuitivo para que todo el mundo sepa utilizarlo.

¿CÓMO PUEDES SABER SI HAS ESCOGIDO EL ERP CORRECTO?

Evaluar si has acertado con el programa idóneo es muy importante, ya que podrías destinar parte de tu tiempo e inversión en recursos que no se ajustan a las necesidades de la empresa.

Situaciones como la vigencia de los problemas que surgían sin un ERP o la insatisfacción por parte de los empleados del programa, puede indicarte que no has dado con el software que necesitas.

Por otro lado si sientes que el ERP te aporta autosuficiencia y que el equipo muestra iniciativa en usar el sistema, significa que has optado por el ERP correcto. 

Si crees que tu pyme necesita un cambio y crees que un ERP mejorará la productividad de la empresa, conoce las ventajas que puede aportarte ALO Suite ¡Conócenos!